Honramos al Fuego… Y a nuestro presente

En momentos desafiantes, lo primero es calmarse y… Aceptar…  Sin esconder la pena, la rabia ni el miedo, podemos lentamente aceptar antes de seguir y resolver.

“La profunda aceptación de las cosas tal y como son es la fuente de todo cambio creativo. La perfecta paradoja.” Jeff Foster.  …Adoro a este inglés de tanta sencillez e infinita profundidad a la vez. Y justo aparece su frase cuando decido grabar este audio (al final; que salió como salió!) para compartir sobre la fuerza de este fuego natural e intencional que quema y purifica nuestro bello Chile, tierra tan precaria y poderosa a la vez… Se los dejo acá, como una mirada y sugerencia, por si la quieren tomar… Hay muchas formas de servir en momentos de dolor y emergencias, por supuesto desde lo material: trabajo en terreno con lo que cada uno sabe hacer y con fuerza física, ayuda material tanto en bienes como en dinero, compañía… Y también contribuimos con nuestro estado mental/emocional, con mantener pensamientos y actitudes más armónicos y menos “incendiarios”…

Desde este caluroso Santiago, honramos y acompañamos a todos los que están practicando este doloroso desapego y limpieza que produce el fuego, a quienes están en tristeza, urgencias, terror, escasez, impacto y crisis en cualquier rincón de este noble planeta… Un gran abrazo a nosotros mismos y a todos desde el amor, la empatía y la aceptación de esta bella -y desconcertante a ratos- experiencia humana que decidimos transitar con todo lo que trae e implica… ❤

Acá el audio:

2016: Qué monada!

monkey-Jime y ¿qué trae el año del Mono? -me pregunta una amiga.

-No sé -le respondo.

-¿Pero cómo? -dice con sorpresa.

-Así, tal cual, no sé. Es tan bueno no saber… Te puedo hablar de 2016 y los tránsitos que vienen. Pero pa’ eso leemos las Predicciones que escribí para Emol. Y conozco a  algunos monos cercanos, pero de saber-saber, no. ¿A ti qué te suena que trae?

Y entonces comentamos varias cosas divertidas y también lo anunciado en las Predicciones 2016, que ya está sucediendo: virus (aunque sean inventados y/o provocados, pero virus al fin), temas con los migrantes y con el turismo… Ah! Y con la energía nuclear, que vendrá con más fuerza.

No sé. Por mí que todos estemos bien monos, que hagamos monadas y que nos divirtamos desde los árboles o en tierra… Recuerdo algún viaje donde pasamos por un zoo en que al ver la “sección” de alguna especie de monos me tuve que ir porque la energía era muy agresiva, intimidante y emitían un grito nada armónico. Y encima si es de fuego, la verdad creo que puede ser un año inquietante y con muchas explosiones -literales y metafóricas-, como también creativo y productivo, que nos pide ingenio, improvisación, flexibilidad (física, mental y emocional) y coherencia.

mono-fuegoPero una de las cosas que más me gusta de los años nuevos chinos, es la posibilidad que nos dan de recomenzar. De detenernos, hacer algún rito, celebrar y comenzar el año sin el marketing y prisa que tiene el año nuevo occidental. En muchas partes el carnaval que lo antecede también nos contagia de fiesta y limpieza antes de seguir con el año. Más ahora,  cuando diciembre y enero fueron muy tajantes. Febrero trae algo más de fiesta y nos propone cambiar el tono para avanzar por el 2016 con más gracia y curiosidad.

Por mi mesa, dan vuelta algunos sobres chinos, granos y objetos que representan prosperidad porque mañana de tarde le daremos la bienvenida al mono, que llega este 8 de febrero por la mañana,  para que nos regale una liana de la cual agarrarnos para jugar, viajar y movernos más livianos …Y para que nos ayude a dar los saltos que no nos atrevemos a dar y que necesitamos para abrir importantes caminos este 2016. ¡Feliz año nuevo!, ¡Feliz año del Mono de Fuego!