¿Encabritados?

añocabra2015El caballo de madera puede encabritarse ante la llegada de la cabra, que es tanto más observadora y doméstica que él… Muchas veces las cosas se agitan en los cambios de ciclo y siempre se abre un espacio para mirar lo aprendido, ¿verdad? Por eso hacemos los rituales de cambio de estación (a propósito, el próximo, el de otoño, es el sábado 28 de marzo a las 18 hrs, en teatro Oriente, agéndelo en su mente, calendario y corazón), porque cada tanto y en sintonía con la naturaleza podemos detenernos a ver más profundo, celebrar, soltar, agradecer y recomenzar…

Otros años hemos celebrado entre pocos o muchos la llegada del año nuevo chino, pero esta vez no siento ganas de organizar algo (sigo en modo vacaciones) sino sólo de juntarme a celebrar algo simple. Y como la Vida está muy ‘manifestadora’ y mágica para todos, un par de días antes mi amiga Silvia -coneja argentichilena– me escribe para encontrarnos y brindar por la cabra; genial! Quedamos en algo que le haga honor a la fiesta: la fuente de soda nueva del chef Juan Pablo Mellado, Las cabras, que ya visitamos a comienzos de 2015 con otro grupo para saborear comida chilena en formato ídem. Me quedo feliz porque ya tenemos festejo. Pero dos días después, Silvia me cuenta que habrá celebración del año nuevo chino en Providencia, en el café literario. Entonces cambiamos el plan y vamos hasta allá, se supone que llegarían un cabro, una rata, una mona, un perro, un conejo y una tigresa… Pero al final entre ires y venires sólo llegamos un par de conejas, con mucho glamour, obvio -como dice Ludovica Squirru, la experta argentina en horóscopo chino…

Fuente: Sistema de Bibliotecas de Providencia

Fuente: Sistema de Bibliotecas de Providencia

Igual la cabra se hizo notar y cambió la temperatura, pues hace frío en su tarde de celebración, que es al aire libre, y muchos tenemos que abrigarnos para mirar la danza de leones y escuchar los típicos sonidos de platillos y tambores chinos, mientras el atardecer levanta el viento… Una vez que termina encontramos que fue muy corto y que le faltó algo de texto a la cita, compartir un poco más de contenido capaz, pero igual es lindo ver llegar a la gente vestida de rojo y a los chicos de Choy Lee Fut Chile, encargados del espectáculo, que ponen todo su talento… De ahí no vamos hasta Las cabras -snif- sino hasta la comida thai, que está más cerca y algo de conexión tiene con el día… Siempre hay un motivo para saborear especias y brindar, ¿no? Allá nos Altar PadThai, Providenciasentamos al lado del altar del restaurant, que siempre es un agrado y brindamos por este año, nos ponemos al día, nos entregamos los clásicos sobrecitos rojos que esta vez llevan arroz y cinta roja, al cual Silvia les agrega una monedita dorada; reímos con ganas por varias anécdotas del último tiempo, saboreamos las especies tailandesas y conversamos sobre lo que ya fue a nivel colectivo… A veces me dan ganas de hacer un post entero sobre lo que está pasado de moda, sobre lo que es antiguo, de la era de Piscis, y que ya no nos corresponde, pero hay un par de cosas que nombré en talleres o charlas y luego me llegaron agresiones, entonces dejo ese post ahí… Aunque capaz que ahora ya hay más terreno para eso, hace un par de años no lo había mucho y seguro me tocaba vivir ese rechazo o yo estaba vibrando en eso; nunca las cosas suceden afuera por casualidad, siempre estamos conectados con todo y tenemos una responsabilidad, por tanto la queja es una de las cosas que ya fueron, que tenemos que dejar, en especial de temas aparentemente externos…. Veremos si me siento a escribir ese post, igual me da risa, me divierte la idea porque son tantas cosas que quizá tenga que hacer una nota con lo poco que nos queda para esta era -la de Acuario-, de ahí la poderosa incertidumbre que se respira en estos tiempos y que es tremenda oportunidad de creación…

cabramaderaBueno y en estos primeros días caprinos, me toca compartir con varios que están en cambios profundos y otros encabritados que están abriéndose a nuevas miradas después de cierta resistencia… La tierra y los vientos harán lo propio estos meses: agitarse para acomodar la energía… Sé muy poco de horóscopo chino, pero me llama la atención que la cabra parece no ser demasiado popular entre los orientales pues tiende a la inseguridad y a cierto bajo perfil del cual quiere salir, aunque también es una energía trabajadora y bondadosa… Yo siento una dinámica muy mental entre las cabras, que salta de un lado a otro, y creo que será un excelente ciclo para observar nuestra mente, cómo nos desvía, nos jode, nos obsesiona y boicotea o nos hace fantasear. Puede ser un gran año para volvernos más prácticos y soltar tanto dramas como idealizaciones; también es un ciclo muy bueno para fortalecer la energía hogareña y, como muchas veces lo digo en la lectura de carta astral, lo primero es el hogar interior: aprender a cuidarnos a nosotros mismos, escucharnos, hacernos caso, mimarnos, aceptarnos… Si practicamos estos gestos con más constancia la energía nuestra y aquella que nos rodea sin duda se transforman y emergen a nuestra disposición más armonía, respeto, sincronías, fluidez, placer, amor puro. Todo depende de nosotros, una vez más…

Feliz año caprino y acá algunas predicciones made in China para todos!

 

Anuncios

En ‘modo’ verano, tiempo para fluir y reír

No paramos de reír y de “perrear” con las letras de unos reggaetoneros famosos que están en un festival en el norte de Chile y que pasan por TV un domingo en la noche; es nuestro ‘minuto cultural’, jajajaj, con letras del tipo: mi única estrella princesa bella / Mi mami, mi doncella / Te confieso que soy nada sin ella …. jajajajaja; siempre me pregunto quién se sienta a escribir tamaño aporte…. Pero el ritmo es contagioso, coreamos varias canciones (o partes de éstas), y yo soy una agradecida de la llegada del reggaeton porque por fin muchos recordaron que tenían caderas y pelvis y que está bueno moverlas porque en el Cono Sur se baila poco y eso nos vuelve más rígidos… En fin; el vocalista o cantante es muy divertido, es decir, él no lo sabe ni lo pretende, pero acá nos reímos mucho y encima habla bastante de Dios mientras las chicas de su ballet se contornean y canta letras re machistas y burdas, jajajaja… Qué risa y qué divertida noche para cerrar un alegre fin de semana de piscina, buenas conversaciones, mate, comida india y café turco con cardamomo… Varios estamos de vacaciones por acá y compartimos acompañados del calor incesante…

20150216_150451El sábado por la mañana en la pisci me quedo mirando las abejas que visitan varias flores que hay alrededor, escuchando el canto de los pájaros que está intenso y sintiendo el sol con toda su fuerza; en eso llegan unos ecuatorianos y una de ellas no quiere sol y conversamos un poco de Chile, del calor de esta temporada y de las costumbres de cada pueblo; es tan bello ver lo iguales y diferentes que somos y sentir el sabor sudamericano en sus distintas formas, con la espontaneidad de este lado del planeta… Y sí, este verano está abrasador y, al menos en Chile, nos ha dado material para observar el ego que es una delicia! Una seguidilla de hechos públicos nos muestran lo peor de lo nuestro y es buenísimo que nuestras verdades sigan emergiendo en el momento más inesperado y desde cualquier frente o lugar… Estamos todos -por fin- mirándonos más de frente; palpando nuestra igualdad y valorando la honestidad; muchos ya no hacemos cosas por cumplir y dejamos ciertas situaciones por más incómoda que sea la reacción externa… Ahora, en este tiempo, con Saturno entre las aguas escorpionas y el fuego sagitariano (este año es un puente), estamos de frente a nosotros mismos también, los demás parecen casi una anécdota, el tema somos nosotros, no lo que hace el resto: por eso casi ya no hay espacio para manipulaciones, ni para expectativas, ni exageraciones, ni teorías ni supuestas verdades externas… Estos meses nos convocan a verdades internas, de ahí que nuestras trampas, nuestras mentiras, emergen con potencia para que podamos verlas y chequear: ¿en qué estamos?, ¿cómo llegamos hasta acá?, ¿qué estamos haciendo por transformar esto que nos molesta o nos duele y que generamos en nuestras vidas?, ¿cómo vamos con la aceptación y el disfrute de la Vida?….

Don Satur y estas dos Lunas nuevas en Acuario del último mes, nos piden verdad interior y acción profunda, acción con sentido. Con Acuario podemos crear, visualizar, compartir, y podemos enseñarle a nuestra energía a salir de la mente para bajar al corazón y comprometerse con un cambio -por pequeño que sea- en nuestra vida y proyectos. La Luna nueva nos da el empuje y Don Satur, que sólo observa y escudriña desde Sagitario, además de reírse nos sigue sacando velos y desmoronando cualquier castillo en el aire que se nos haya ocurrido siquiera imaginar. Con un solo bastonazo agita el fuego y dice: Ja, mírate en todas tus creencias sobre ti y sobre la vida, en todas tus máximas e ilusiones; revísalas, porque juntos las pondremos a prueba por varios meses, seguro hay muchas que ya no te sirven y otras tantas que son puro autoengaño…

Y ahora, en este verano del sur, hay más abono para este trabajo. Diría que el invierno nortino también, pero desde la introspección, lo cual vibra de otra forma. En verano podemos jugar más, improvisar, reírnos y alivianar la energía, como la ropa que llevamos que deja a la piel en más contacto con el sol y el viento, un placer… Siempre me llama la atención la gente que no ríe o que lo hace poco, y más quienes no tienen humor, siento el freno de la energía. La risa afloja y provoca cierta fluidez exquisita y muy humana, es parte de nuestro sello encarnado. No desde hacerse el payaso que evade la profundidad o la conexión -eso es triste-, sino desde el reírnos más de la realidad, de nuestro tierno ego, de lo graves que nos ponemos muchas veces, de las situaciones cotidianas y hasta de las desgracias de turno… De reír con placer, dulzura, chispa y autenticidad…

Y ya que es verano bailamos reggaeton aunque las feministas y los intelectuales -posturas ya antiguas y encapsuladas; lo siento- nos miren con cara fea y coreamos letras que de tan burdas y obvias te hacen reír con ganas…

Encima cuando es verano y estás de vacaciones hay más oportunidades de practicar la fluidez, ver las señales y decirle sí a la Vida y su magia; hay otro ritmo; hay menos obligaciones, menos frío del cual protegerse, menos horarios fijos, el día tiene más horas, el sol nos permite ocupar más lugares y alargar las conversaciones al aire libre… En esta primera semana de vacaciones me pongo al día con varios amigos, algunos que no veía hace años y retomamos la confianza, el humor y el cariño de siempre… Con más de un par comemos en mi segundo hogar, el siempre fiel Lomit’s, saboreamos y tiempocirobrindamos mientras brotan las historias de cada uno en medio de carcajadas… Y varios días me dejo llevar por lo que la Vida propone… Como la semana anterior en que al mirar de lejos una pulsera sobre la cómoda digo: debería botarla porque me la regaló una amiga que a ella se la había regalado alguien que me dio la sensación que a ella no le hacía gracia precisamente…Mmm. Sí, mejor la boto -pienso. En eso la tomo y nada más hacerlo se suelta uno de los elásticos y comienza a deshacerse el hilado. -Bacaaanoo! Gracias! Sí, tenías que irte, chiquita, gracias! -exclamo feliz. Al rato, en medio del desayuno en el balcón y la radio de fondo divago sobre que debería hacerme una costelación familiar -individual, por cierto- porque siento que tengo que dar algunos pasos que ya se me mostraron en 2014 y no me dedico a activarlos… -Sí, debería llamar a Alicia o Ceci y pedirles una hora, las dos trabajan bien y son serias, pero demás que no deben estar porque son vacaciones y qué lata joderlas con pega en estas fechas -y dejo ahí la idea. Al rato abro el correo -que en vacaciones no lo miro demasiado- y tengo un mensaje de Alicia: “Hola amiga, te escribo para agradecer las bondades que has tenido conmigo. Son muchas las personas que me has enviado y eso llena de alegría mi corazón y es un efectivo y grato feed-back de mi trabajo que hago con amor. Ya sabes, pides hora y te atenderé feliz! …sin costo! ❤  Te abrazo agradecida!! Ali”. –Guaaauu! Graaacias! -digo, al tiempo que llevo mi mano al corazón, me vienen emoción y risa juntas por los regalos sincrónicos de la Vida, la generosidad del alma y la magia que todo lo impregna… Al rato le escribo de vuelta y le cuento de nuestra sintonía de esa mañana y luego la llamo. Quedamos para el martes.

Una vez en la consulta con Alicia, conversamos un poquito de este tiempo de cierres y justo ella me menciona este blog y el tema de los movimientos de la tierra y estos meses agitados; me dice que ella está inquieta porque le tiene mucho miedo a los temblores desde siempre. Cambiamos de tema y viene un fuerte temblor que se siente con ganas y nos quedamos mudas asintiendo por la sincronía y ella que abre los ojos; una vez que pasa, nos reímos, hablamos un poco más y al rato ella puede soltar un respiro y volvemos a reír… Vaya energía!!

Y antes, el lunes por la noche me acuerdo de Dani, una amiga que está buscando casa en Viña del Mar, que quedó de venir a Santiago y de que nos juntáramos… El martes por la mañana voy saliendo a lo de Alicia y llega un mensaje de Dani que me dice que anda acá y que con Felipe harán pic-nic en plaza Las Lilas (lugar que Felipe dice que es suyo, tal como Lomit’s es mío!) a la hora de almuerzo. Según yo esa mañana, luego de la constelación iría a Providencia a un par de trámites que tengo pendientes, pero resulta que la plaza en cuestión -reino de Felipe- es al lado de la consulta de Alicia… Entonces agarro el pareo de pic-nic, lo echo al bolso y le digo a Dani que andaré cerca, aún pensando en ir a mis planes antes… Pero la sesión consteladora termina casi a la hora de almuerzo y digo: Ok, Jimena, acá te quedas, disfruta este rato y luego vas al pic-nic… Me instalo bajo la sombra en un café cercano integrando lo vivido, que estuvo bello y revelador pues Alicia une varias herramientas además de las constelaciones y hace un trabajo muy armónico y profundo. Respiro y agradezco todo con mucha presencia y una sonrisa en el corazón. Luego parto al encuentro con los chicos que ya están saboreando humitas y quiche de verduras echados en el pasto… Una delicia de día, mucha sanación, alegrías y puro fluir… Más tarde, en casa, al sentarme a escribir en el balcón cuando el sol casi se esconde, suena el teléfono y es mi amiga Nora que -como conté en la nota anterior– está en pleno aprendizaje con sus primeros días con whatsapp en su nuevo teléfono y nos seguimos riendo de sus descubrimientos de emoticones y avances como ver videos, fotos y hasta compartirlos; también hablamos de viajes -su rubro- y me da un par de sugerencias por si salgo unos días… Me siento otra vez frente al compu y en eso aparece en la puerta mi vecino favorito a regalarme una mermelada de alcayota hecha por él y yo que pensaba terminar esta nota por la tarde-noche, al final me quedo charlando y mirando sus fotos de su paso por Córdoba en un festival costumbrista muy masivo al que me había dicho que iba y me cuenta los detalles sabrosos de la aventura… Después de un rato, la noche ya vino con todo y por fin sale esta nota veraniega, llena de acomodos, regalos, sincronías, dulzuras y sol de verano que nos da más oportunidades de reír, flexibilizar, improvisar y disfrutar… Gracias!

Santiagoatardecer

Cierres, inicios e innovaciones

Hace unos meses, Cote escribió en parodia al clásico refrán: Uno propone y… Cueck!-  Y muchos nos reímos porque es tal cual; en estos tiempos mejor adaptarse y soltar expectativas. ¡Maravilloso! Pero muy amenazante para nuestro amado ego que gusta tanto de sus hábitos, de tener todo a su puzzleforma, de creer que puede controlar algo -ja. Hoy la Vida nos da vuelta los planes y nos muestra la peli completa incluso para quienes no quieren ver; ahora nadie se escapa, estamos todos enfrentados a desarrollar más creatividad y flexibilidad para movernos…. Como también estamos de cara a nuestras verdades y a las del resto; no se te ocurra criticar algo al de enfrente sin antes haber mirado ese aspecto en ti y por qué -y para qué- lo estás atrayendo -o generando- en tu vida, ya que la energía se te puede devolver con ganas y mucho más rápido que antes para mostrarte cuánto te pareces a “ese” que parece encarnar tanta negatividad pero que es exactamente igual a ti… Ni tampoco se te ocurra decir frases de baja consciencia públicamente que antes pasaban “coladas” pero que ahora parecen tener una lupa y amplificadores encima, con lo cual llegan a cada rincón y oídos reproduciéndose a una velocidad sin precedentes…  La verdad y la incertidumbre brillan en este cierre de ciclo que son los primeros meses de 2015. Sí, lo dijimos acá, este año comienza en marzo…

Estas semanas  de enero y febrero están agitadas y estimulantes… Muchos no hemos parado. Yo estoy entretenida, de terraza en terraza por las tardes y noches, de festejo en festejo, con la consulta llena, algunas bellas cenas en casa, con alegre cansancio, con risas y penas, pendiente de más de una telenovela turca -no podía ser menos, tengo que estar a la altura-, mirando el panorama completo y las señales, aprendiendo cada día, dejándome sorprender, cuidándome más, adaptando planes, mirando mi ego con cautela y con risa, compartiendo, cerrando (como muchos)… mandala loto arcoirisViviéndolo todo… He palpado mucho eso estas semanas: no podemos excluir nada de nosotros mismos y ni de la Vida. De eso hablamos un poco en el Ritual de cierre de 2014 que tanto nos reconectó con lo que somos: la Vida es un todo, con todos los colores y, si aceptamos sus múltiples tonalidades, sufrimos menos, vibramos más alto, sonreímos más y aportamos luz a nuestra vida y al Todo. No es una tarea fácil, pero sí apasionante y llena de recocijo…

En una de esas vueltas nos encontramos con Mario en mi café de siempre, bajo los árboles y en medio de la ciudad para conversar de lo humano y lo divino. En eso, él, que es un ‘animal’ de costumbres y que lleva años en el trabajo de toda la vida, con el cual por primera vez siente que comienza su despedida, me cuenta que fue al gimnasio por la mañana y no lo dejaron entrar porque su tarjeta de ingreso estaba vencida aunque el convenio que tiene su empresa dura hasta mediados de año…. Él mismo reconoce que es otra de las señales que le muestran (la Vida y nuestros guías) para dejar su ocupación actual que él siente no tiene consideración hacia su lealtad. Yo me río porque de nuevo lo corrobora y asiento. Pero en eso me cuenta más detalles y me dice que él iba al gimnasio a “hacer mi rutina de siempre y paso la tarjeta y sale la luz roja y no me deja pasar la máquina”. Entonces sale mi carcajada y él pone cara de medio intrigado, medio ofendido… -¡¿Qué?!- me dice intentando adivinar… -Ay, es que adoro las señales y la tuya está buenísima: ya no puedes hacer la rutina de siempre!!!!, ya tu plazo se vence, ya no puedes insistir…. Dale, haz el cambio poco a poco, pero tu rutina antigua más allá de tu trabajo, chaooo! Ya fue! -le digo con risa todavía-. Y él mueve la cabeza y me dice con una sonrisa suspicaz: contigo hay que tener cuidado con las palabras-. –Ya tú sabes -le respondo subiendo los hombros y aún maravillada de las señales de la Vida y cómo se nos muestran ahora al parecer con más fuerza que antes… Como a mí, que un día voy a otro café de siempre y está cerrado por vacaciones y digo: ay! como yo, ya cerraré por vacaciones, falta poco! Bueno, además, a cambiar de rutina, como Mario -me digo en los últimos días de lecturas de carta astral. No porque no me guste mi trabajo, al contrario, pero es la necesidad de parar y no hacer…

Y otro día estuvimos con Dani, a quien conocí -junto a otros bellos seres- en 2014 en el seminario de sabiduría andina de Juan Núñez Del Prado, tomando helado después de su lectura de carta astral. También está en cierres e inicios. Renunció a su trabajo que ya no le hacía sentido y decidió cambiarse de ciudad. Está -como tantos- en mucha limpieza y conversamos sobre algo que he compartido en este blog y que se enlaza con lo de arriba: ya no podemos mentirnos a nosotros mismos, ahora o nos hacemos caso y somos coherentes, o la vida nos obliga; lo falso o a medias ya no se resiste, lo ves y lo sientes indiscutiblemente; y si no queremos dar el paso hacia soltar y renovarnos, la Vida se encarga de mostrárnoslo, de provocar el movimiento necesario y de que hagamos el gesto de honestidad respectivo frente a alguien, a algo y siempre con nosotros mismos primero… Estas semana hay muchos “hasta aquí llego” y unos cuantos “sí” muy sólidos aflorando con fuerza.

piscis02-1a2e9 También estos meses nos proponen algo muy importante: experimentar. Ya! tenemos que salir de la zona cómoda, del ya lo sé o sí lo sé, de pensar y elucubrar. Ahora tenemos que pasar a la acción. No en modo infantil, es decir, sin impulsividad, ni por reacción ni por rechazo a algo. Ahora estamos invitados a actuar desde la consciencia para decirle a nuestro corazón que sí, que estamos vivos y podemos probar otras formas. De paso hay que tomar a nuestro ego de la mano con amor y decirle que todo estará bien, que nunca nos equivocamos, que todo sirve y que si tras cada paso hay una buena intención -es decir, el propósito de crecer- no importan los aparentes resultados que él juzgará en buenos o malos, sino que la experiencia nos dará sabiduría y una Vida más rica porque se abrirán otras puertas que antes estaban cerradas… Y en esto constato cómo -con miedos y valentía a cuestas- mis círculos encarnan esta energía y es de una conmovedora belleza verla… Mario se decide a estar más abierto a oportunidades y me dice que conversará con amigos para hacer contactos de otros trabajos; Patricia está -a sus cincuenta y algo- por primera vez en un viaje fuera de Chile consigo misma por tierras francesas; igual que Karen y María Carolina en su aventura europea dejando a los maridos con los hijos mientras disfrutan cada recorrido aunque haga frío; una amiga me confiesa que no soporta más su gordura y que se hará una cirugía plástica pero que le da mucha vergüenza porque ella encuentra que es una frivolidad mientras me enternece y la felicito con mucho honor por atreverse y le digo ¡dale, reconéctate con tu mujer y gózalo, sácate juicios, hazlo por ti y despide con amor a los kilos, a la piel y a la enegía que dejarás ir, dales las gracias y permítete nacer otra vez mientras vez cómo puedes hacer tu cambio interno al mismo tiempo!; Carlos -con todo su lado incrédulo- me cuenta que se hará una constelación familiar porque está harto de parecerse tanto a su papá y que quiere poner límites y a mí casi se me cae la lagrimita de emoción cuando lo dice incluso con su tono algo gruñón; Paola me muestra sus trabajos en punto cruz que nacieron en medio de su tratamiento de cáncer de mamas y ahora combina su arte con el trabajo bancario de siempre y está entuasiasmada y llena de vida; la perla de Cote figura de shopping y caminatas playeras en Miami donde se fue a estudiar y pasear por mes y medio porque quería un viaje que no fuese tan sacrificado como los anteriores que hizo e imagino que cumplió su propósito; Andrea se atreve a plantearse un cambio de ciudad y de ocupación que implica a toda su familia y que sería un desafiante nuevo capítulo en su vida y por primera vez lo respira en su corazón antes de decir sí o no de una;  Jaime se deja ayudar y asume su parada obligada después de caer de su bici que parece que le dijo que iba muy acelerado o en la dirección equivocada y ahora se prepara para una operación en el brazo al tiempo que asume su fragilidad en medio de nuestras bromas y la ayuda de muchos; Nora me cuenta que se decidió a cambiarse a un celular con internet porque -a sus 70 y varios- quiere saber qué es WhatsApp y comunicarse con varios de su familia que le insisten en que se actualice y deje su aparato con teclas; Claudia remodela su nuevo departamento antiguo donde vivirá por primera vez con su novio y asume la tarea con todo el trabajo interno y externo que implica; Connie hace su pyme playera en Maitencillo de choclos con mantequilla (Choclo Pó) -miam!- y disfruta la gran experiencia de pasar del arte al emprendimiento; Ale se da cuenta que nuevamente se está embarcando en un proyecto que no es suyo y dice “no, no me puedo ir al sur” hasta que no resuelva mis temas acá y no sienta que tengo que hacerlo… Todos estamos haciendo nuestros giros, gestos, innovaciones y nos acompañamos en estos pasos nuevos que quizá hasta dónde nos llevarán y cómo repercutirán tanto en otras áreas de nuestras vidas como en las de unos cuántos más… Nuestra conexión es infinita y poderosa

Además, el ciclo de Mercurio retrógrado (desde mediados de enero amediados de febrero) concluye poco a poco para que miremos con más profundidad dónde estamos con nuestros proyectos, mientras que el paso de Marte Piscis (hablamos un poco de eso en el último programa de astrología en radio Cooperativa, aquí) que agita nuestras emociones y voluntad nos sigue obligando a bajar al corazón… Febrero nos da la oportunidad de dar más de estos pasos innovadores, de mirar cuánta energía perdemos reaccionando y enganchándonos en los juicios de los demás sintiendo que tenemos que defendernos de algo -ja-, de revisar con calma qué gestos tenemos que hacer para generar más armonía en nuestro día a día, de cómo podemos descansar más y cómo nos activamos sin estrés… Y encima con mucha energía pisciana en el aire, estas semana nos dan la posibilidad de ir a lo profundo de nosotros, de observar dónde nos perdemos y evadimos, también de obtener más inspiración: gozar de la música, el cine, el baile, la fotografía, la pintura, el mar, el servicio, la entrega plena en nuestros procesos personales y frente a la Vida

¡Feliz febrero, felices cierres, inicios e innovaciones!